Esas viejas camisetas

Sin saber como, de repente aparecen camisetas en mi vida que pasan a formar parte de mi armario favorito del fin de semana. No las compro, ni las elijo, solo aparecen en mis cajones, entonces las uso hasta que las fundo. Recuerdo muchas, de todos los colores, con letras o diseños que considero chulos, pero principalmente que esconden mi barriga. Nike murió hace poco, antes de ella fue esa con un cassette de los de antes, ahora es una Puma. Soy un desastre comprando ropa. En realidad nunca lo hago, por eso solo espero a que aparezcan estas camisetas que me acompañan al cine los sábados en la noche.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Reflexión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s