Varsovia, ahora con luz

El día en Varsovia ha amanecido gris, pero hasta en eso la vida es agradecida, y estos días grises te recompensan con la mejor luz para hacer fotografías. Por eso, y siempre viendo el lado positivo de las cosas, (o así lo intento) continuamos nuestro recorrido por Europa. Hoy fueron las calles de Varsovia, de día, ya que anoche no pudimos apreciar bien su belleza. El casco antiguo fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, por eso nos tomó muy poco descubrir el motivo. Los edificios parecen pintados, las terrazas de bares y restaurantes invitan a los más enamorados a mirarse a los ojos y declararse amor eterno. Ciudad romántica y misteriosa, con un intento de acercarse a la Europa más occidental, pero que se queda en eso, en un mal intento. Su gente es más fría, hoy por fin hicimos la primera toma de contacto con los locales después de varios días de anestesia. Las risas fluyeron, las bromas, el fútbol y hasta los amigos. Espero poder terminar la última semana y media por todo lo alto. Las siguientes paradas prometen.

A ti, te extraño.

Deja un comentario

Archivado bajo Viaje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s