Archivo mensual: mayo 2012

Nunca te rindas

Follow through
Make your dreams come true
Don’t give up the fight
You will be alright

‘Cause there’s no one
Like you in the universe

Don’t be afraid
What your mind consumes
You should make a stand
Stand up for what you believe

And tonight we can truly say
Together we’re invincible

During the struggle, they will pull us down
But please, please, let’s use this chance to turn things around
And tonight we can truly say
Together we’re invincible

Do it on your own
[From: http://www.elyrics.net/read/m/muse-lyrics/invincible-lyrics.html%5D
It makes no difference to me
What you leave behind
What you choose to be

And whatever they say
Your soul’s unbreakable

During the struggle, they will pull us down
But please, please, let’s use this chance to turn things around
And tonight we can truly say
Together we’re invincible, together we’re invincible

During the struggle, they will pull us down
But please, please, let’s use this chance to turn things around
And tonight we can truly say
Together we’re invincible, together we’re invincible

Deja un comentario

Archivado bajo musica

Mallorca 2012

Ya no puedo esperar más.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Hoy me tocó de víctima

Hay que ser muy hombre para ganar, pero hay que ser más hombre para saber perder. Hay que ser muy hombre para conquistar una mujer, pero hay que ser todavía más hombre para aceptar que la has perdido. Y hoy yo, soy muy hombre.

No creo en karmas, ni en todo lo que sube, baja, por más de que haya toda una teoría que lo pruebe. Solo creo en los tiempos, en los diferentes tiempos, en las mentiras que todos cometemos en algún momento de nuestras vidas. Creo en la actuación del ser humano, y en lo buenos actores que podemos ser algunos. Creo en la confusión, y en lo muy confundidos que hemos estado algunos. Creo en el dolor, y mira que yo he hecho daño a muchos. Creo en el perdón, aunque no sé si creo en el olvido.

Hace tiempo me tocó a mí arrepentirme, haciéndole daño a ella, hoy le tocó a otra echarse atrás para hacerme daño a mí. Pero me alegro tanto porque me he quitado un peso de encima tremendo. Habiendo sido el malo durante muchas obras de teatro, hoy, siendo la víctima, me siento dolido pero diferente. Me siento bien. Siento la paz de estar convencido de que actué bien. De que hice todo bajo mis nuevos principios. Y de que, sin importar el daño que me hicieron, no se quebrantarán jamás, esos principios digo. Y me siento bien porque la entiendo, porque he estado en ese papel, y no es fácil decidir. Sobre todo cuando las dos opciones son buenas, o eso imagino. Y las dos opciones tienen sus pros, y el amor es el pro más a favor que existe. Por eso me alegro por ella. Espero que dure el amor. Además me acuerdo de una, y de otra, y de la otra, y de alguna que quizá me olvido, cuando se ilusionaron pero yo decidí seguir luchando por una idea que ya no existía, ni tenía marcha atrás. En ese momento los tiempos eran otros. Los sentimientos eran diferentes. Y les hice daño. El mismo que hoy siento yo. Imagino.

Y duele cuando le pones una cara, aquella con pelo blanco que vi en un Range Rover en el semáforo de la 79 ave con ella en el asiento del pasajero. Pero ya vendrán otros perfiles, con otros labios rojos. De momento hoy hay otro de los nuestros contento, con el pelo blanco, alguien que recuperó su amor, a pesar de pasear cuernos durante las dos últimas semanas. Y yo pensando que me los habían puesto a mí, cuando era yo el que se los estaba poniendo a él. Sorry, pero no me pude contener macho. Disfrútala, like I did. Y sé que el Sabina tiene una canción sobre este tema que espero que mi hermano enlace. Mientras tanto os dejo con Alex Clare.

Y esto solo abre nuevos horizontes, otras historias, aunque de momento no quiero líos por un tiempo. Hasta el jueves más o menos.

3 comentarios

Archivado bajo Crítica, Relato, Sexo

Olvídame

Hay mujeres y mujeres. Pero en el fondo hay gente que va a su puta bola. Hay gente que no sabe apreciar lo que tiene enfrente. Ahora mismo no quiero recordar ni la sombra de tu pelo. Todas tus frases, tus conversaciones, todas tus mentiras. Dos semanas de engaños. Mi música, mis bailes, mi cocina, todo te lo ofrecí, lo disfrutaste y ahora te lo quito. Ojalá pudiera borrar de tu memoria todo mi yo, porque no es que yo quiera olvidarte, lo que en realidad deseo es que no me recuerdes tú a mí. No quiero existir para ti. No quiero que nada de lo que tengo se quede contigo ni un segundo más.

Ahora estoy dolido, pero eso no es nada que no haya sentido antes. Por eso sé salir de esto, en cambio tú sufrirás por el resto de tu vida la sensación permanente de haberme pedido.

Deja un comentario

Archivado bajo Crítica, Reflexión

Otro

Otro día que borraré de mi memoria.

1 comentario

Archivado bajo Crítica

Borrando

Borrando este día de mi vida.

Deja un comentario

Archivado bajo Crítica

Quiero hacer CrossFit

No sé por qué pero esta canción me motiva. Me dan ganas de hacer crossfit, de correr, de saltar, de no parar. Extraño hacer crossfit, extraño sufrir, como una droga, siento la necesidad de ejercitar mi cuerpo. Esta semana lo hice dos días, el jueves corrí cinco millas. Ayer no hice nada, hoy nadé tímidamente, y mientras me miraba en el reflejo de la cristalera que da a mi piscina, desde el agua veía el contorno de mis “músculos”. Claro, diminutos y ridículos para los que tenéis, pero motivantes para mí porque por primera vez se divisa a lo lejos algo más que grasa y flacidez. Estoy feliz. Será el prisma por el que me miro, pero me encanta lo que empiezo a intuir a lo lejos en mi cuerpo.

1 comentario

Archivado bajo Deporte, musica

Scar Tissue

A veces me pegan unas paranoias de la hostia. Inseguridades estúpidas, sin fundamento. Imagino que es la memoria actuando en algunas heridas viejas. Me gustan las cosas bajo control. Me desespero ante la incertidumbre. Por eso me gustan los trabajos fijos, con un cheque rutinario, porque todo en mi vida me gusta que esté al alcance de mi mano. No me importa improvisar, y ser espontáneo, pero siempre bajo control. En fin, chorradas del coco. Cosas que luego se solucionan con una simple llamada, un plan de viaje, un beso.

Hoy me siento bien Red Hot Chili Peppers. Corrí con mis colegas, cenamos hamburguesas, bueno, yo una ensalada de gambas a la plancha que estaba para morirte. Me largo a dormir sin un plan para despertarme. ¿Ves? Si me gusta improvisar. Me voy a despertar cuando me despierte. I’m happy!

Deja un comentario

Archivado bajo musica, Reflexión

Mi hijo el filósofo

Recuerdo como si fuera ayer la primera vez que mi abuelo me llevó a ver un partido de fútbol. Fue el 12-1 de España a Malta. Años después un amigo de mi padre, Juan el chófer, me invitaba a su casa los miércoles cuando el Madrid remontaba marcadores imposibles en la Copa de la UEFA. Nos sentábamos en su sofá incómodo, delante de la mesa camilla donde Carmen, su esposa, nos servía unos trozos de magra que sabían a gloria. Allí yo comía jamón y pan, mientras forjaba un amor que todavía es inquebrantable. No olvidaré esas noches, como Marcos no olvidará jamás la noche de ayer.

Jugaba el Miami Heat, equipo ya de la casa. Los puse a dormir pero mientras yo pelaba patatas en el counter de la cocina, de repente apareció una cabeza de la nada. Marcos que no podía dormir. Entonces pidió quedarse a ver el partido y me acordé de Juanito, y las remontadas, y el Madrid. Pensé que esta noche podría ser su Copa de la UEFA. Le dejé que se quedara. Mientras veíamos el partido, pegábamos cromos Panini de la Eurocopa, y Marcos no se callaba. Me pregunta todo. Estaba tan alterado que no paraba de contarme cosas. En un momento incluso me preguntó que por qué me estaba preguntando tantas cosas. Él mismo se extrañó de la cantidad de cosas que me estaba contando. Estaba excitadísimo. Celebrando cada machaque. Contando los puntos y la cuenta regresiva del reloj. Ya bien entrada la noche (bueno, para padre soltero e hijos, lo que significa las diez más o menos) estaba de un filósofo que me dijo:

–    Papi, quiero empezar mi vida de nuevo.

Yo no pude evitar partirme pero él estaba tan serio que no quise perder su confianza por lo que tuve que disimular con un cromo de un eslovaco que era horrible. Le pregunté por qué quería hacer algo así y me dijo que porque él era un niño muy bueno pero que alguna vez había sido antipático con un amigo suyo, y que quería comenzar su vida de nuevo. Le dije que no importaba, que se olvidara del pasado, que ya lo hecho, hecho estaba pero que a partir de ahora nunca más fuera antipático con nadie. Entonces me contestó:

–    Es que quiero conocer mis verdaderos sentimientos, aunque en realidad no tengo ni idea qué significa eso.

Yo me partía el culo de lo serio que estaba. Era un hombre atrapado en un cuerpo de siete años. Su nivel de filosofada era tal que yo no quería que terminara el partido nunca. Conectamos como nunca.

Mañana juega el Miami Heat otra vez. Espero que ganen para así la semana que viene poder hacer de nuevo una noche especial con Marcos, pero esta vez con hamburguesas y patatas fritas en vez de jamón. Y el 10 de junio otra vez cuando España juegue contra Italia. Estos niños no tienen escapatoria, como tampoco la tuve yo en aquellas noches mágicas en el Santiago Bernabéu.

1 comentario

Archivado bajo Relato

Sigo bajando

A pesar de que me porté mal ayer, bajándome un bote de helado completo, el domingo paella, helado y flan, además de cuatro croquetas, una empanada y dos cafés el viernes, aún así he bajado cuatro libras en una semana. Lo único que he hecho ha sido cortar carbohidratos y azúcares.

Me siento deshinchado. Me siento ligero. Y ya no estoy de mal humor.
Dos semanas:
Primer día  – 215 libras
Segundo día  – 215 libras
Tercer día – 214 libras (pero me pesé en la tarde)
Cuarto día – 214 libras (pero no me he pesado)
Quinto dia – 214 libras (pero no me he pesado)
Sexto día – 214 libras (pero no me he pesado)
séptimo día – 214 libras (pero no me he pesado)
Octavo día – 211 libras

3 comentarios

Archivado bajo Cocina, Relato