Cancún

No puedo escribir mucho sobre Cancún. La verdad que voy a parar ya. La casa de mis padres, la playa, los besos, los niños en la piscina, el bikini blanco. En fin, me trastorna a pesar de estar ya muy lejos de ella, pero todavía tengo estos flashbacks que me duelen.

Aquí empecé a escribir. En la habitación de huéspedes, sentada al lado de la ventana, viendo a mis hijos disfrutar en la piscina comunitaria, con su agua hirviendo y su palapa desgastada. El frío de la habitación, el azul del agua, el calor de la calle, una ciudad de contrastes. Una computadora vieja, una hoja en blanco. Aquí empezó esta carrera que todavía no termina.

No puedo escribir más. No quiero recordar más.

1 comentario

Archivado bajo Reflexión

Una respuesta a “Cancún

  1. Cris

    Alguien me enseno que cuando quieres borrar un recuerdo, sacar alguna imagen que aun duela, del disco duro…debes cubrirlo mentalmente en tono violeta…dejar que se vaya envuelto en ese color…el tiempo se lo lleva y si quiere regresar, bloquealo con un violeta y dejalo ir… Estamos hechos de recuerdos…entonces que las buenas, lindas y agradables imagenes esten primero, las que nos hacen reir en vez de llorar. Te entiendo y te regalo un frascado de mi pintura violeta…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s