Archivo mensual: diciembre 2010

Feliz Navidad

A todos!!

Deja un comentario

Archivado bajo Reflexión

El milagro

Hoy, justo hace un año, comencé a escribir todos los días. He puesto muchas chorradas, otras cosas más interesantes, algunas desde lo más profundo de mi corazón, pero todas con la intención de acompañarme, acompañarnos. El Mortero siempre será mi lugar favorito para entrar al Mundo, a veces para salir de él.

Un año después sé muchas más cosas de las que sabía ese 23 de diciembre, pero la más importante es que los milagros sí existen. Por eso estoy todavía aquí, esperando por el nuestro.

Os dejo con un video que me ha llegado profundo en un día muy especial como es hoy. Trece años en una silla de ruedas… los milagros existen, solo tienes que desearlos con mucha fuerza.

http://www.marca.com/tv/?v=aqiZFxQw0S0

Feliz Navidad y gracias a todos por el apoyo.

3 comentarios

Archivado bajo Reflexión

La final del Mundial, inolvidable

El de la bandera asturiana es mi colega Rafa Cores. Momento eterno. Yo estaba en la otra esquina, en la fila 6, justo donde hizo la piña España tras el gol de Iniesta. Aquí el post que escribí de los recuerdos del Mundial.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Mi primera bicicleta

Hoy le compré una bicicleta nueva a Marcos y Sebastián. Montar bici puede ser una de las experiencias más bonitas de nuestro paso por esta vida, y aprender a montar bicicleta es, sin duda, un ejercicio inolvidable. Todos recordamos en que momento y en que lugar aprendimos a montar. Ese instante triunfal cuando conseguimos mantener el equilibrio, dominando esa máquina con dos ruedas la cual automáticamente pasaría a ser nuestra mejor amiga.

Y es que las bicicletas parecen tener vida. Todas las bicis que hemos tenido han significado algo para nosotros. Antes que el perro, la bici se convierte en el mejor amigo del niño, en este caso. Sentimos su personalidad, callada, fiel, obediente. La bici deja de ser un transporte para pasar a ser compañera. Yo recuerdo mi primera bicicleta, una Orbea azul oxidada, más que a mi primer amor. En la puerta de la casa de Toni y Mayte, yo tendría unos cinco años, mi padre me soltó en una ligera cuesta abajo. Solo recuerdo ser libre. Mi bici y yo nos convertiríamos en camaradas inseparables. Había descubierto el hobbie que me acompañaría por el resto de mi vida. Recuerdo el día que se partió por la mitad, literalmente. Mi padré la soldó en la sala de máquinas del Hotel Balmoral, quedó horrible, pero con vida.

Años más tarde mi padre compró una colección de libros y con ella regalaban una bicicleta tirando a rosa, bien fea, pero muy cariñosa. Ya casi de adulto, por ahí de los 15 mi padre me compró una negra y amarilla en Pryca, preciosa. Le puse cuernos, las cosas para los pedales, era mi primera bicicleta en serio, de montaña, con cambios Shimano, aluciné. Hacíamos la vuelta a Manacor con Carlos y Alvaro (siempre ganaba yo, que lo corrobore mi hermano), excursiones con mi tío, y hasta un sábado hicimos 70 kilómetros, Palma-Calas de Mallorca. Al día siguiente el regreso con una granizada que nos cayó de locura. Esa bici la extrañaré siempre.

Ya en Miami compré dos de montaña, pero eran muy gringas, nunca nos entendimos. Una se la regalé a Angel y la otra, la de Lari, está en la habitación de la computadora. La habremos usado diez veces a lo sumo. En el 2003 Robert me regaló mi primera bici de carreras. Una Orbea más vieja que el propio Robert, pero con una personalidad impecable. La llevé a casa esa tarde, la limpié, le cambié la cadena, la engrasé y ella me miraba orgullosa, rejuvenecida. La disfruté unos años hasta que me compré la Felt con la que me adentré en los triatlones. Maravillosa, potente, una típica underdog, o sea, una bici hecha para el que quiere superarse. Aparenta ser callada pero cuando se poner a correr no hay quien la pare. Un estilo Raúl González, sin pinta de bici pero cuidado con ella. Por último me compré otra Felt de contrarreloj. Con ella todavía no nos hemos conocido bien del todo, pero tiene potencial.

Yo no concibo una casa sin bicis, por eso tenemos una cada uno (bueno yo tengo tres). Hay cosas que nunca cambiarán.

Deja un comentario

Archivado bajo Relato

El Madrid siempre estará por encima de Mourinho

José Mourinho sigue manchando la imagen del Real Madrid. Ayer, tras el “partido” ante el Sevilla, y lo pongo entre comillas porque más que un partido parecía un ejercicio de cómo no se debe jugar al fútbol, pues ayer en conferencia de prensa el portugués mostró una lista con todos los errores arbitrales de Clos Gómez que supuestamente perjudicaron al Madrid. La lista solo muestra, por su puesto, los errores en contra del Madrid, claro está que nadie en la “casa blanca” hizo un recuento de cuánto se le perjudicó al Sevilla. La lista no estaba escrita en la libreta de Mourinho, estaba impresa en computadora y con el logo del Real Madrid, aunque no sé si los errores los fue anotando él en su libretita y luego hizo que el club la pasara a limpio o mandó a alguien desde el inicio a que tomara nota, o quizá lo hace siempre y esta es la primera vez que la muestra en público. El caso es que un club como el Real Madrid no puede prestarse para estas cosas. Es un descaro que una institución con esta historia esté a favor de estos histrionismos, arrogancias y ridiculeces del señor José Mourinho.

Este es, por excelencia, el club de Alfredo Di Stéfano, de Paco Gento, de Juanito, de Emilio Butragueño, de Raúl González y un poco de Zidane también. Señores del fútbol. Estarán de acuerdo con su juego, con su talento o con sus actuaciones, pero estos señores ensalzaban los valores de un club, un club del pueblo, de la gente, del trabajador honrado, del que ahorra toda la semana para ir un miércoles a ver su equipo remontar en la Champions, del que se deja la garganta en la grada pero que cuando es humillado en su propio estadio se pone en pie y ovaciona al rival (véase Ronaldinho, Messi, Iniesta, etc.). Un club de unos hinchas que no soportan al vecino, ni rojiblanco, ni azulgrana, pero que cuando hay que reconocer quién es superior, se abrocha su abrigo, se cuelga su gorro y sale aplaudiendo. Un club que lo ha ganado todo a base de trabajo y humildad, y por eso no puede permitir que nadie esté por encima de su escudo, de su tradición, de su historia, aunque ese alguien se llame José Mourniho.

2 comentarios

Archivado bajo Crítica

Siempre hay something


The Beatles – Something – Abbey Road album
Something in the way she moves,
Attracts me like no other lover.
Something in the way she woos me.
I don’t want to leave her now,
You know I believe and how.

Somewhere in her smile she knows,
Something in her style that shows me.
I don’t want to leave her now,
You know I believe and how.

You’re asking me will my love grow,
I don’t know, I don’t know.
Stick around, and it may show,
But I don’t know, I don’t know.

Something in the way she knows,
And all I have to do is think of her.
Something in the things she shows me.
I don’t want to leave her now.
You know I believe and how.

Deja un comentario

Archivado bajo Reflexión

¿Qué hace mi hermano vendiendo banners?

No tengo ni idea, cuando lo que debería estar haciendo es escribir. Hoy buscaba un tema para que pudiera opacar un poco el brillo que llega desde Cataluña con el tan odiado Barcelona. Entré a Facebook y encontré el blog de mi hermano Saca2donda.com. Aquí os dejo una maravilla de la investigación y del conocimiento de causa. Para todos aquellos que hablan de 30 años de buen trabajo en la cantera del Barcelona, por favor, no dejad de leer este artículo.

http://saca2donda.com/2010/11/24/sobre-la-hegemonia-del-barca-en-espana-y-europa/

Rodolfo, léelo despacio y haz click en todos los artículos relacionados.

Enano, ¿Qué carajo haces vendiendo banners? Y ojo, que estoy muy orgulloso, pero no tiene sentido que estemos leyendo estupideces todos los días en la prensa y alguien como tú nos deleite cada tres meses.

1 comentario

Archivado bajo Uncategorized